Monitoreo de plagas

El control de plagas requiere de una planificación y el cumplimiento de las normas de Gestión Integral de plagas, ya que poder realizar el control de la manera adecuada requiere del monitoreo previo de la plantación o cultivo que corresponda.  

Esta fase del proceso realizada por la mano de especialistas en la agricultura y el producto correspondiente implica un seguimiento de la plaga en cuestión para poder establecer el momento óptimo de la aplicación del producto fitosanitario correspondiente evitando afectar la planta. 

De hecho, la realización del monitoreo de plagas requiere de diversos pasos para poder realizar un control adecuado y adaptado a cada situación o producto agrícola que es necesario tratar. Para ello se requiere de:

• Monitoreo habitual del cultivo, en intervalos regulares.
Es necesario conocer el comportamiento de la plaga en cuestión dependiendo de las condiciones ambientales. Así como identificarla correctamente para conocer si aporta algún tratamiento y aplicar la solución más efectiva. 
Controla la calidad de los elementos beneficiosos, es decir de los organismos que pueden ayudar a mejorar la calidad del producto. 
Estamos al día de los nuevos desarrollos y herramientas existentes para seguir mejorando en el monitoreo y tratamiento de plagas para obtener el mejor resultado. 
Es importante a la hora de identificar la plaga: 
Cuantificar los daños que causa y su nivel de acción
Definir la estrategia a seguir gracias a los resultados del monitoreo
Determinar la efectividad del control químico.
Todos estos elementos permiten realizar el monitoreo de una manera segura y eficaz, así como con profesionales especializados en cada ámbito para conseguir ofrecer el mejor servicio para la monitorización de plagas.