Cómo mantener tus viñas a salvo III

Desde Fitocuairan queremos mostrarte el trabajo y la elaboración que existe detrás de una cosecha de viñedos y que da como resultado grandes vinos. Nos dedicamos a la distribución de suministros agrícolas que pueden ir desde el control de plagas en frutales o enfermedades de tus recolecciones hasta el control de malas hierbas. 

Con nuestra empresa de fitosanitarios de Zaragoza no tendrás ningún problema con el mantenimiento y cuidado de tus viñas, ya que disponemos de todos los productos necesarios para combatir las posibles plagas de tu cosecha. Sin embargo, el resultado final de tu producción también dependen de la mano de obra y el trabajo diario, por ello queremos mostrarte el mantenimiento que requiere una viña, mes a mes. 
cuidado de las viñas todo el año

Mantenimiento que requiere una viña, mes a mes. (Abril - Junio )

Julio: floración y cava

El proceso de binadura se extiende entre los meses de junio y julio, aunque es importante que continúes con el mantenimiento y seguimiento de tus viñas. Necesitarán tratamientos para evitar las plagas y enfermedades que puedan aparecer tras el brote de la vid, por lo que te recomendamos que confíes en nuestro servicio de asesoramiento integral. Con él, podremos ofrecerte las mejores opciones para solucionar las alteraciones que pueda sufrir tu cosecha, siempre mediante un análisis exhaustivo de la problemática. 

Agosto: tratamientos

Desde nuestra empresa de fitosanitarios de Zaragoza recomendamos que durante el mes de Agosto sigas con el mantenimiento de tus cultivos. Son procesos lentos y complejos, sin embargo su correcta aplicación te ayudarán a desarrollar el perfecto crecimiento de tus frutos, así como el previo desarrollo de las vids de tus viñas. La aplicación de nuestros tratamientos se pueden realizar mediante la polvorización del producto, la fumigación o el espolvoreo. 

Septiembre: vendimia

Llega el momento de recoger el fruto. En este momento, la uva adapta otro color, lo que significa que es el momento de realizar la vendimia porque el fruto está perfectamente equilibrado en niveles de azúcar y acidez. Mayoritariamente, en el momento de realizar la vendimia no aparece ningún tipo de problema si has realizado un mantenimiento correcto de tus viñas. Sin embargo, pueden aparecer otros problemas, en concreto sobre el fruto que se deberán erradicar.